miércoles, 3 de febrero de 2016

Hoy hablamos de la autopublicación de libros - Parte 2

Mentes inquietas del universo, bienvenidas a la segunda parte sobre la autopublicación de libros.

Si te perdiste la primera parte, la tienes en este enlace.

Hoy no voy a hablar de opciones ni de editoriales ni nada de eso, hoy vengo a dar mi opinión sobre lo que un lector se encuentra a veces "gracias" a la autopublicación de libros.



Vuelvo al punto del post anterior donde decía: En la autoedición publicas lo que te da la gana.
Pues sí, cualquier cosa, como si un niño pequeño coge y le da a las teclas como un loco y lo publicas.

Miradle, todo inspirado y feliz a punto de autopublicar su libro
Esto está bien y mal a la vez como lector. Por un lado me parece genial que no estemos anclados a
las modas de las editoriales y que se publiquen libros de cualquier género, extensión o lo que sea. Hay muchísima gente en este mundo que una de sus ilusiones (sino la que más) sería poder escribir sus propios libros y que otras personas los lean. ¡Eso es maravilloso!
Gracias a la autopublicación estas personas pueden hacer ese sueño realidad y me alegro muchísisisisimo por ello.

Pero por otro lado estamos viviendo un boom de la autopublicación para mí, un tanto inquietante. Evidentemente ha aumentado porque cada vez hay más personas con los recursos necesarios para poder afrontar económicamente la autopublicación de su propio libro (aunque sean 5 ejemplares) igual que han aumentado las personas que están más en contacto con las nuevas tecnologías y tienen al alcance de sus manos herramientas para poder llevar a cabo este sueño. Pero tengo que decir que yo, como lectora, espero una calidad mínima cuando compro un libro de 20 euros.

Hay muchas personas que están vendiendo sus libros (hablo sobre todo del físico que ronda estos precios) por la red a ese precio. Se montan una web discreta con la información del libro, del/la autor/a (algunos/as con bastante prepotencia, por cierto) y nos dejan los enlaces para poder comprar el libro. También están los que aprovechan la web para dar más datos extras sobre su historia y se dan de alta en las redes sociales para llegar a más gente (como es lógico) y distribuir su obra.
Todo esto está muy bien y casi en la mayoría de los casos tengo que decir que parece todo muy amateur pero correcto. Se da el caso de autores/as que han aprendido un poco sobre márketing y páginas web para que todo parezca algo más profesional con fotos de estudio y todo bien colocadito en su sitio, con una interfaz acogedora y fácil de navegar. Pero... ¿y el libro? ¿tiene la calidad suficiente para salir al mercado por ese precio?

Pues hay de todo, claro está. Con calidad suficiente me refiero a muuuuuchas cosas y, por supuesto, todos podemos vender algo por el precio que nos de la gana, luego ya veremos si algún loco lo compra.
Con calidad me refiero a:
  1. Que no tenga faltas de ortografía. No vale con pasar el corrector del Word porque hay expresiones gramaticales y sintaxis que no entiende.
  2. Frases y textos bien escritos, congruentes. Hay algunas frases (a mí me pasa a veces porque te pones a escribir rápido y te crees que está muy claro lo que estás diciendo) que ni siquiera están bien construidas.
  3. Por favor... ¡atentos a la puntuación! No es lo mismo "No me gusta esta tarta" que "No, me gusta esta tarta" (por poner un ejemplo tonto) Esto es una asignatura pendiente para todos y todas, ¡reconocedlo! ¡Yo la primera!  
  4. Que no haya diálogos absurdos de besugos. Lo siento, quizá esto dependa más de otros aspectos donde no hay escrita una norma pero es que hay cada diálogo que te dan ganas de arrancarte los ojos.
  5. Que la historia (da igual de lo que trate) no tenga demasiados agujeros y si los tiene, que sean lógicos. A veces siento que me toman el pelo y dices... venga ya, no me lo creo.
Los primeros tres puntos se pueden solucionar de dos maneras: haciéndolo tú estudiando una carrera o contratando a un profesional.
Los otros dos puntos son méritos exclusivos del autor y su habilidad como escritor así que eso es más difícil de modificar. Aunque también se puede aprender y practicar pero hay personas que son muy orgullosas y es que "ellos escriben así".

He leído algunos capítulos de libros autopublicados que cuentan con un público bastante extenso. Sobre todo teniendo en cuenta la calidad donde los personajes actúan cada vez de una manera (vamos, no tienen una personalidad definida), los diálogos son completamente artificiales (pero muy mucho, ¿eh?) y el escritor como diríamos es "Deus ex machina". Vamos, que el autor hace y deshace como le da la gana y pasando de todo.

Cómo me mola pasar de todo
De verdad que alucino con la cantidad de seguidores que pueden tener historias mal construidas donde no hay por dónde coger nada de NADA. Y yo tengo que decir que no soy muy exigente a pesar de todo lo que estoy diciendo. De verdad, no miento. No voy mirando que haya una calidad literaria para que pase a la posteridad (hay gente que sí) ni unos juegos de escritura ni nada de eso. Hablo de que la historia tenga sentido en sí misma, los personajes se muevan por algo y no me tomen el pelo.

No sé si me estoy explicando bien, la verdad. Alguno/a de vosotros/as seguro que ha sentido esto mismo en algún momento. Y tengo que decir que incluso lo he vivido con libros publicados por editoriales... que aún me deprime más.

En fin, ¿has vivido esto en algún momento? ¿Crees que un libro de cierto precio debería tener una calidad mínima?

Me voy con mi depresión a otra parte pensando en la gente que está viviendo de escribir verdaderas chapuzas y las que no tienen éxito a pesar de su buen trabajo. Espero que comentes qué piensas de todo esto. Quizá en un futuro retome el tema en el blog.



¡Nos vemos en próximos posts!

4 comentarios:

  1. He leído libros publicados por editoriales que son malos, incluso enervantes; y también autores desconocidos que son geniales y no puedes evitar preguntarte cómo es que nadie los ha publicado. Un autor poco conocido debería fijar un precio más bajo, pero no creo que gratis, no se puede regalar nuestro bebé. Me encanta esta, publicación es muy útil.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Ileana,
      Tienes toda la razón. Yo alucino con ciertas publicaciones de editoriales. Normalmente suelen coincidir con que hay un boom de una temática y parece que no miran tanto la obra con tal de vender. También he leído autores noveles que son buenos o, por lo menos, parecen tener futuro y han tenido que autopublicar.
      Jamás he pensado que nadie debe regalar su obra pero quizá sí que debería hacer un acto de autoreflexión para aceptar que no es profesional, que tiene fallos y que por tanto, no debería venderlo a precios de obra revisada y editada por profesionales.
      ¡Gracias por pasarte!

      Eliminar
  2. Me ha parecido muy interesante lo que expones. He de reconocer que autopublicar es uno de mis más malvados planes, largamente acariciado, para fustigar a la humanidad. Te estoy muy agradecido.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues ya sabes lo que hay con la autopublicación... ¡Mucho curro! Pero quizá saques algo más de beneficio por cada libro. ¡¡Estaremos a la espera!!! Mucha suerte con tus oscuros planes pero acuérdate de las faltas de ortografía y gramática XD

      Eliminar

¡Muchas gracias por comentar! Vuestros comentarios hacen que todo tenga sentido y me ayudan a continuar con la ilusión.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...